Posoqueria latifolia, Guayabo de mono

Posoqueria latifolia, Guayabo de mono
Este árbol, que alcanza hasta 10 m de altura, produce frutos que también son comestibles para los humanos, pero debido a la poca pulpa de fruta alrededor de las semillas, no es popular en los humanos, pero algunos monos, murciélagos y pájaros sí aprecian la delicada fruta.

Las flores son blancas con forma de aguja y transmiten un intenso olor que recuerda al jazmín.
Las plantas jóvenes son ocasionalmente comidas por los mamíferos. La planta también se encuentra en las inmediaciones de la playa y también crece en lugares sombreados.

¡Ayude a salvar la selva apadrinando un pedazo de selva tropical!